Claves y consejos para echar a un inquilino moroso

Claves y consejos para echar a un inquilino moroso

Hoy te vamos a contar las claves y consejos para lidiar y echar a un inquilino moroso de una propiedad.

El impago del alquiler no es un tema baladí, y menos cuando la realidad y los datos demuestran que estamos en un momento con niveles alcistas de morosidad.

Por ello, hoy nos centraremos en los aspectos claves de un impago y cómo tratarlo, incluso si en el peor de los casos tenemos que echarlo también os diremos cómo tenéis que actuar.

Si eres propietario y tienes inquilinos de alquiler que pagan religiosamente cada mes estás de enhorabuena, si por el contrario quieres evitar esta situación, sigue leyendo.

Buscar al inquilino perfecto

Seamos claros, conseguir el inquilino o inquilinos perfectos no es una tarea fácil. Pero desde luego existen y se pueden conseguir. Este es el primero de los consejos para evitar un encuentro con un inquilino moroso, es no tenerlo.

Vale, está claro que es evidente, pero hoy en día no es tan sencillo encontrar inquilinos no ya perfectos, sino normales, y más teniendo en cuenta que las cifras de impago han crecido en los últimos años.

Si no sabes cómo conseguir al inquilino perfecto, en este artículo te decimos cómo puedes buscarlo. Eso sí ya te adelantamos que una de las claves para encontrar este tesoro no es tanto saber hacerlo, sino buscarlo en el sitio adecuado.

Hablando se entiende la gente, o no…

Una de las formas que tienen los propietarios para asegurarse el impago de un inquilino es la fianza. En caso de que hayan pasado uno o dos meses sin pagar la cuota mensual podemos recurrir a este dinero en caso de emergencia.

Sin embargo, una vez pasado unos meses y en caso de producirse la situación de impago durante este tiempo se puede declarar «oficialmente» un moroso, al menos por nuestra parte.

Antes de llegar a esta situación lo normal y civilizado es hablar con los inquilinos.

¿Qué necesitas saber para echar a un inquilino moroso?

Si por un casual el inquilino nos comenta que está pasando por una situación fuera de lo normal como que se ha quedado sin trabajo, que ha tenido una mala situación económico tenemos dos opciones.

La primera es esperar un mes a ver si la situación se aclara y evoluciona positivamente o bien la segunda opción es tomar acciones legales si no vemos avances en uno o dos meses.

Es decir, podemos esperar a ver qué ocurre o podemos tomar la situación por los cuernos. De vosotros depende. Eso sí, no esperéis demasiado, ya que un proceso de desahucio se puede demorar en el tiempo entre 6 meses y un año.

Evidentemente, existen inquilinos que se pasan por el forro los avisos, las notificaciones y que aunque hablemos con ellos y digan sí, sí, sí, lo que en realidad quieren decir es no, no, y no pago.

Ante esto, lo único que podemos hacer es resolver la situación mediante la presentación de una demanda de desahucio. Es decir, tomar la vía legal para solucionarlo. 

Demanda de desahucio, plazos y entrega

Aunque pueden haber casos, los menos, de impago una vez realizamos el trámite al abogado ya no hay marcha atrás.

Con esto no queremos decir que se va a solucionar todo ya, ni mucho menos, sino que debemos estar preparados para ir a juicio en caso de que el inquilino se oponga o en el mejor los casos, que no todos, no se oponga en cuyo caso será directamente desahuciado de tu propiedad.

En este proceso intervienen varias partes, por un lado, el abogado/procurador de tu parte y por otro lado, el juzgado. En ocasiones, se puede incluir una tercera parte que es la defensa del inquilino, es decir, su abogado/procurador.

Este es el peor de los escenarios, es decir, que el inquilino se oponga al proceso de demanda de desahucio para lo cual debemos estar preparados.

Para ello, debemos tener en cuenta varias cosas:

  • Lo primero, un proceso por vía legal tarda. Se puede demorar en el tiempo de 6 meses a un año. Consejo: paciencia.
  • Segundo, acude a un buen abogado. Aunque la parte importante en este caso es el juzgado, tener un buen abogado especialista sabrá qué pasos legales tomar para que el proceso no tarde demasiado, y para agilizar los escritos procesales. Es decir, ahorra tiempo y dinero. 
  • Si el juzgado admite a trámite la demanda de desahucio se le notifica y este tiene 10 días de plazo para pagar o presentar las pruebas de que lo que el propietario, es decir, nosotros estamos diciendo. En este caso, se procederá a trámite y el juzgado decidirá qué parte miente.
  • Esto último es clave. Debemos demostrar que no se hicieron los pagos. Busca y recopila facturas del banco, recibos y todo lo que puedas demostrar de que los pagos de las cuotas mensuales no se han producido.
  • En caso de que el juzgado dictamine una sentencia favorable al propietario establecerá una fecha en la que el inquilino moroso debe hacer el pago o bien abandonar la vivienda.
  • Y es que este es otro tema, dependiendo de la duración del contrato, podemos tener a un inquilino moroso que haya pagado pero que no ha abandonado la vivienda ya que ha efectuado el pago de la deuda y no tiene que abandonar el piso o casa.
  • Consejo final: estate preparado para todos estos escenarios. 

Cúbrete las espaldas

Contrata un seguro de alquiler. Así de claro y sencillo. Este es el mejor consejo que te podemos contar para evitar una situación de tener que echar a un inquilino moroso.

Las ventajas de contar con un servicio de este tipo son las siguientes:

  • Seguridad.
  • Ahorro de tiempo y dinero.
  • Minimizar las consecuencias legales de tener un moroso.
  • Dormir mejor y más tranquilo.
  • Evitar una situación incómoda.

Si no sabes cómo funciona este servicio, dudes en consultar con nuestro departamento de alquiler, pero antes también te aconsejamos que le eches un vistazo a estos otros artículos relacionados, los 10 errores que debes evitar al poner en alquiler una viviendar y los 10 consejos para alquilar una casa.

Y de regalo, te dejamos este otro: ¿cómo se debe actuar ante los desperfectos y vicios ocultos en viviendas? Sí, ya sabemos que es mucha información, pero créenos no queremos que pases por una situación tan desagrabable, incómoda y exasperante cómo es tener que lidiar con un inquilino moroso. 

Si quieres evitarla sigue estos consejos y si necesitas alguna duda o consulta no dudes en ponerte en contacto con nosotros. ¡Y no te olvides de leer nuestro blog inmobiliario!



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
×

¡Hola!

Nuestro horario de atención por WhatsApp es de lunes a viernes de 9:30 a 14:00 y de 16:30 a 20:00. Fuera de ese horario, puedes dejarnos un mensaje o si lo deseas puedes enviarnos un email a infogranada@renovaliainmobiliaria.com

× ¿Cómo puedo ayudarte?